EL LIDERAZGO EN EL LEONISMO

Por CL PDG Gustavo Briceño Sarmiento
Colombia

"Teniendo en cuenta la circunstancia de que el Leonismo Colombiano es una Institución de servicio a la comunidad, es de suponer que quienes mejor pueden trabajar por los demás, por las franjas más deprimidas de la sociedad, son quienes tienen la capacidad de entrega, de sentido de la solidaridad social, calor humano, en una palabra, amor al prójimo.

Dentro de ese orden de ideas, entonces es válida la afirmación de que el Leonismo debe preparar líderes para desempeñarse adecuadamente, realizar su finalidad de servicio y vincular a sus filas a connotadas figuras  que tengan estas características para aprovecharlas institucionalmente al
informarse de sus principios ideológicos y marcos operativos.

Es entonces el Leonismo- o debe serlo- una Escuela de Liderazgo. Pero de esta tipicidad particularmente singular.

El líder natural que actúa en la vida de relación que, que guía multitudes, que domina con una palabra
fácil, que tiene un sentido de la interpretación de voluntad popular, que se hace personero de sus inquietudes y por ello carismáticamente representa a un grupo social o político, no es dentro de nuestro concepto quien con rigor pueda del mismo modo asumir actitudes de LIDER dentro de nuestra
organización, precisamente por las razones que nos convocan como entidad, interpretando a los demás, tenga sentido de tolerancia por las ideas ajenas, y pueda planear, organizar, orientar a los socios hacia el fin último del Leonismo; la realización de obras en bien de los demás. 

De manera que el líder no es menester que sea un orador fogoso, mejor inspirador sereno de ideas, que tenga un sentido de creatividad y por ello proponga permanentemente fórmulas de trabajo, de cambio, de integración comunitaria. 

El Leonismo no es una escuela de parlamentarios. Si bien este es un atributo importante y una buena condición personal, dentro del Leonismo ha de considerarse como un medio de comunicación, como un instrumento de trabajo, como una herramienta indispensable. 

En muchos casos quien tiene dificultades para dominar y convencer con la palabra, puede contribuir de mejor manera dentro del Leonismo si tiene sentido de solidaridad, si serena, pausada y continuamente concibe  y comunica tesis importantes, controvierte criterios y presenta proyectos de desarrollo y de trabajo.

Dentro del criterio expuesto de las condiciones de liderazgo en el Leonismo, consideramos entonces que desde diferentes niveles y con una evaluación muy ponderada, dentro del marco de actividades y organización administrativa, ha de actuar el León de acuerdo a las dignidades u oficialías que transitoriamente desempeñe con orgullo, sin vanidades y con sentido social".