La Empresa, El Leonismo y La Autoridad

Por: C.L. Edgar Arébalo P.
Distrito "S 2" Bolivia


        En la organización científica de las empresas, se da cada vez mayor importancia a la acción de los Jefes y Supervisores de áreas o departamentos, porque ellos están en contacto directo con las bases a quienes controlan y dirigen.

        En toda empresa de importancia, todos los mandos están organizados dentro un orden jerárquico en cuya cúspide de una pirámide se hallan los directivos ejecutivos y luego en forma escalonada a distinto nivel se encuentran las autoridades de menor jerarquía, hasta llegar a las bases, de modo que las ordenes van descendiendo en esta escala y cada uno de estos niveles de autoridad es responsable ante la instancia superior de acuerdo con las normas y funciones que tiene la empresa.

        Es también importante hacer notar que muchas empresas trabajan con "GRUPOS" de acuerdo con la índole de trabajo que realizan, de este modo cada "grupo" de operarios ejecuta una parte o una pieza, y el ensamblaje del trabajo de los distintos "grupos" da lugar a formar la obra total.

        Cada uno de estos "grupos" o "equipos de trabajo" poseen similares aptitudes y especialidades, pero no son estáticos, sino que estos "grupos" están en continuo movimiento de acuerdo con los distintos modelos que se van creando o reformando, o bien porque uno varios de sus miembros se van, son transferidos a otros "grupos" o porque al "grupo se incorporan nuevos elementos.

En todos estos "grupos", a causa del contacto diario se crea una vivencia y relación según el grado de empatía o afinidad de caracteres personales de sus componentes, así como por tener los mismos intereses en el trabajo que realizan.

        Sabemos que ningún ser humano se encuentra totalmente aislado, en todo lugar una persona es miembro de una familia por más pequeña que sea,  mantiene relaciones con otras personas, ya sea en la iglesia, con sus vecinos, en el deporte, en el sindicato etc. Por eso el hombre es, como ya lo dijo Aristóteles, "un ser eminentemente social". Dentro de este contexto, el ser humano siempre está subordinado a una autoridad ya sea moral, civil, política, religiosa o sindical. Porque es un hecho indiscutible que existen en la humanidad dos clases de personas: los que mandan y los que obedecen.

        Con este preámbulo podemos apreciar que el Leonismo tiene gran similitud con las entidades empresariales; Tiene su propia pirámide de autoridades con distintos niveles, donde cada nivel de autoridad tiene una jerarquía diferente, con sus propias responsabilidades de acuerdo con las normas establecidas para todos sus funcionarios.

        De la misma manera que en una empresa, el Leonismo esta conformada por "Grupos" que constituyen los Clubes de Leones, en los que se encuentran personas que tienen los mismos intereses, realizan parte, o la totalidad de una actividad, y luego también  el conjunto de los Clubes de Leones puede realizar actividades de diferente magnitud en  servicio a la comunidad. De esta manera
cada "Grupo Social" constituye una unidad, que en su seno cobija  a sus socios que libremente se han incorporado. 

        Entonces, si existe mucha similitud con las empresas, ¿ porque al Leonismo no se lo puede administrar empresarialmente ?. Seguramente existen varias razones, particularmente mencionare algunas de ellas. Si bien en la cúpula no existen mayores diferencias,  es conveniente reconocer que  en el ámbito de las bases si las hay,  que si bien estas son relativas, en la organización social se crean distancias   entre el "Grupo Social" del Leonismo y la "Masa Salarial" de las Empresas. La "Masa" no es otra cosa que una multitud de individuos culturalmente heterogéneos, se trata de un grupo de personas unidas accidentalmente por el tipo de trabajo que realizan, donde a veces surge un "Caudillo" que maneja al grupo bajo interese personales. Este Caudillo como cabecilla no siempre es elegido, sino que trae por detrás a sus adherentes que lo imponen mediante la fuerza y la prebenda que reciben, su conducta esta motivada generalmente por resentimiento social o por ambiciones
personales.

        En cambio el "Grupo Social", es un conjunto de personas que se manejan ordenadamente, esta organizada y se mantiene como unidad en virtud a la cohesión que existe alrededor de los mismos propósitos y fines que persiguen en su conjunto.

        De esta manera podríamos definir a un Club de Leones como "Una unidad estable de un grupo de voluntades que persiguen un mismo fin, con respeto y consideración a su filosofía y administración". Por esta razón es de gran importancia que el "Grupo Social" no se convierta en una "Masa Salarial" que solo se preocupe de los aportes económicos olvidando que su misión principal es
la de realizar actividades en servicio de la comunidad. Lo cual crearía frustraciones que ocasionan actitudes agresivas de sus componentes.

        Para no llegar a este extremo, es necesario que los Leones logren alcanzar con dedicación los propósitos y fines que persigue el Leonismo Internacional, buscando la intervención voluntaria de cada uno de sus socios, haciendo que su participación sea con el debido respeto a la autoridad legítima, cuyo nivel jerárquico este justificado por la designación  al través de la "Carrera y Escalafón Leonísticos"

        En los "Grupos Sociales"  surgen los Lideres que son libremente elegidos, porque ellos no se imponen por la fuerza, su poder reside en sus valores morales, tienen un profundo sentido social,  un verdadero amor al prójimo y son capaces de controlar sus propias emociones para impedir  que se
cometan errores, tratan de crear un clima de verdadera amistad y es capaz de encarar los problemas que se presentan. Este Líder es el verdadero Jefe del grupo, por sus acciones  por si solo suma los puntos para seguir una Carrera Leonística ascendente.

        Concebida así la autoridad, se impone y sus decisiones son obedecidas con agrado por todos los asociados. De lo contrario cuando las designaciones son arbitrarias los Clubes pueden asumir dos posiciones que están claramente tipificadas: La pérdida del "Dinamismo" que se refiere al empuje puesto en todo el grupo, su actividad continua y el estar haciendo algo.  Y el "Estatismo" que
consiste en la apatía, desinterés, no me importismo, y el dejar hacer y dejar pasar.

        Ambas situaciones son negativas, lamentablemente se producen más en los "Grupos Sociales", porque generalmente en los "Grupos salariales" los cargos jerárquicos y medios, son designados como resultado de exámenes de competencia, selección u asenso.

Finalmente podemos decir que el "Grupo" cualquiera que sea su índole necesita estar activo continuamente, de lo contrario esta destinado a desaparecer, y esto ocurre cuando los lazos que, los tenían unidos  se rompen por la inactividad que hace que cada persona siga sus propios intereses haciendo abstracción del voluntariado y de los fines y propósitos que tiene la entidad.