EL LEONISMO Y LA NIÑEZ

Por: PDI Luis Lucho Murad

Argentina

 

No hace demasiado tiempo el Presidente Internacional Agustín Soliva incluyó en el programa de su año la atención de los niños de la calle, que en los últimos años, lamentablemente, creció en  forma estrepitosa, convirtiéndose en una verdadera carga social.

 

El Leonismo siempre se ocupó de la niñez, solo que el conocido Presidente brasileño puso especial énfasis y lo destacó en su  Programa.

 

Los niños nacen con libertades fundamentales y con derechos propios de todos los seres humanos. En todos los países, en todas las culturas y  todas las religiones hay personas que colaboran para garantizar que los 2000 millones de niños que viven en el mundo disfruten del derecho de la supervivencia., la salud y la educación, a un entorno familiar acogedor al juego y la cultura, a la explotación contra la explotación y el maltrato y que la sociedad escuche sus opiniones.

 

La mayoría de las sociedades carecen de estructuras jurídicas o sociales que absorben de una forma específica los derechos de los niños. El desarrollo saludable de los niños es especialmente importante para el futuro de cualquier sociedad. Los niños son mas vulnerables a las condiciones de vida de los adultos.

Los niños padecen más que ningún otro grupo de edad las consecuencias de las actividades de los Gobiernos o su inactividad.

Los niños no pueden votar ni  tienen influencia política y su poder económico es reducido. Muy a menudo nadie escucha sus opiniones.

Los niños se encuentran menos protegidos ante la explotación y el maltrato.

Muchas sociedades sostienen que los niños son propiedad de sus progenitores, o son adultos en formación, o no están preparados para contribuir a la sociedad.

 

Cuatro son sus principios generales:

 

1.- Los niños no deben sufrir discriminación, independientemente de su raza,  color, sexo, religión, opinión política o de otra índole, el origen nacional, étnico o social, la posición económica, impedimentos físicos, el  nacimiento o cualquier otra condición del niño,  de sus padres o sus representantes legales.

2.- Los niños tienen derecho a la convivencia y el desarrollo de todos los aspectos de sus vidas, ya sean físicos, emocionales, psicosociales, sociales o culturales.

3.- Todas las decisiones o actividades que afecten a los niños, como grupo, deben tener en cuenta el interés superior del niño. Esto se aplica tanto a las autoridades gubernamentales, administrativas o judiciales, quienes tomas las decisiones, o son las propias familias.

4.-Hay que permitir a los niños que participen en forma activa en todas las cuestiones que atañen a sus vidas y a que manifiesten libremente sus opiniones.

 

DERECHO DEL NIÑO A LA SALUD Y EL BIENESTAR BASICO

 

Todos los niños tienen derecho a:

1.- La supervivencia y el desarrollo

2.- Un nivel de vida adecuado

3.- El mayor nivel posible de salud y servicios de salud adecuados

4.- Una atención especial si están discapacitados que aseguren su dignidad, promueva su

autosuficiencia y facilite su participación  activa en la comunidad

5.- Servicios e instituciones de seguridad social y atención infantil.

 

DERECHOS DEL NIÑO Y SU FAMILIA

1.- Vivir con sus progenitores o mantener  relaciones con ellos si están separados

2.- Cruzar las fronteras nacionales para poder reunirse con sus progenitores

3.- Recibir otro tipo de atención cuando no resulte posible conservar el entorno familiar

4.- Un sistema seguro de adopción

5.- Protección contra el secuestro

6.- Protección contra el maltrato y abandono por parte de los progenitores

7.- Un análisis periódico de cualquier tipo de medidas que pueden resultar necesarias en materia de

atención, protección o tratamiento.

 

Muchas otras consideraciones podrían tenerse en cuenta, que no las hago por respeto a la extensión, pero entiendo que las mencionadas pueden ser atendidas por un Leonismo moderno, ya que su desatención es una falencia de la sociedad actual, con tendencia, desafortunadamente, a acrecentarse.

Un acercamiento a UNICEF,  podría aportar a una tarea intensa en favor de los niños.

Es mucho.

 

Nota: Fuente de información  :  UNICEF