COMPARTIR PARA SERVIR

Por: C.L. Dr. Tito Leopoldo Rocchetti

Santa Fe - Argentina

 

Sobre incorporación de socios

Recordemos lo que decía Aristóteles: "El egoísta es el que hace todo en consideración a si mismo, en las cosas que le pueden ser útiles." El malo es egoísta, pues solo se interesa por lo que le conviene y favorece, aún perjudicando los intereses ajenos.


Por eso es importante hacer comprender a los que practican el "yoismo" que aislarse es una forma egoísta de convivir en la sociedad, y que, en cambio, el "nosotros" que comparte esfuerzos y logros va a beneficiarlos a ellos y a sus actividades porque estarán acompañados y podrán obtener mejores cosas en acciones corporativas y pluralistas. De esa manera, al dejar de lado su egocentrismo tales personas mostrarán, la imagen de quienes se integran con los demás, es decir, como aquellos que, sin dejar de pensar en si mismos, se presentan con las manos abiertas y extendidas como signo de comprensión e interés por los otros.


De ésa manera, sus amigos colaborarán gustosamente para que transiten positivamente por el sendero de la amistad fraterna, de la comprensión y del entendimiento y se animarán a señalarles sanamente sus errores para que puedan enmendarlos sin soberbia. Entonces aparecerá en ellos "el buen tipo" que lucirá por esa nueva y plausible reputación y por su sentimiento solidario. A partir de allí pueden transformarse en buenos trabajadores sociales que sean realmente útiles para construir un mundo mejor a través del servicio.


Pero como todo ser humano enseña y también aprende a través de la acción, a. esas personas hay que invitarlas para que se incorporen al Leonismo y facilitarles que puedan sumar sus esfuerzos al de los Leones y de esa manera actuar comunitariamente ayudando a los demás. Para quienes han visto despertar en su interior el llamado a servir esta invitación constituirá una excelente oportunidad para demostrar con hechos su vocación comunitaria.