¿Carencia de Liderazgo?

Recopilación

"El liderazgo puede aprenderse y debe aprenderse"
Peter F. Drucker

Constantemente veo equipos que dicen que no alcanzaron los resultados que se habían propuesto porque estaban en un equipo malo y flojo. Que gran excusa para ocultar la ausencia de liderazgo que existe en el equipo que falló al tratar de alcanzar la meta trazada desde el principio. La verdad y absoluta realidad no es que era un mal equipo. No hay equipos flojos, sólo hay líderes flojos.

Shakespeare decía que: "Nadie sigue a un líder que toca guitarra con notas de incertidumbre", y bien que tenía razón. Muchas veces los equipos no confían en su líder y mientras el "líder" se encuentra dando su discurso "motivador", el equipo simplemente piensa que todos van hacia el fondo del precipicio. Luego el "líder" se pregunta que fue lo que salió mal, sin darse cuenta de que el equipo nunca se comprometió en alcanzar la meta del equipo. Simplemente el equipo participó, pero nunca se comprometió. La gente nunca seguirá a un líder en el que no cree, aunque sean obligados.

Liderazgo eso es todo. ¿Qué habría sido de General Electric sin la llegada de Jack Welch al poder? ¿Qué habría sido de Microsoft sin Bill Gattes? ¿Qué sería de Telepizza sin Leo Pujals? ¿Que sería de Starbucks sin Howard Schultz? Posiblemente les habría sucedido algo parecido a lo que sufrieron Westinghouse, Kodak, GM; empresas que cada vez están más cerca de imitar al TITANIC.

El líder es la persona de la que dependen todos. Es aquel que hace que las cosas sucedan. El líder sabe muy bien que sólo se puede luchar por lo que se quiere, sólo se quiere lo que se respeta y sólo se respeta lo que se conoce. Un líder lo sabe, un líder lo utiliza para el beneficio de la organización. El líder se encarga de motivar a la organización para que exista el optimismo, se multiplique la fuerza y se produzcan resultados favorables para la empresa. El gran líder sabe que si no hay fe en el futuro, no hay poder en el presente.

Actualmente, en la mayoría de las empresas nos encontramos ante una escasez de líderes y un exceso de administradores. Como bien lo dice Warren Bennis, uno de los autores más reconocidos en temas de liderazgo: Los "managers" son los "fanáticos" cortoplacistas de la organización. Las organizaciones están SUB-lideradas y SOBRE-administradas.

Al elegir al líder por medio del sufragio casi nunca pueden salir ni genios ni grandes líderes y así es como se escogen muchos "líderes empresariales". Otros negocios simplemente los eligen como los futuros gerentes generales por parentesco familiar, son los hijos o nietos del fundador. De esta idea es donde surge la frase que dice: "El abuelo funda la organización, el hijo la disfruta y el nieto la entierra". Una cosa es administrar, otra cosa es liderar. Administradores hay muchos, los líderes son materia casi extinta.

La educación y la formación que se da actualmente en la mayoría de las escuelas de negocios en América Latina se basa demasiado en la teoría empresarial y las ideas de cómo administrar un negocio, mientras dejan de lado la formación basada en desarrollar el poder de decisión, de responsabilidad y de entusiasmo. Los futuros profesionales en Administración de Empresas tendrán grandes retos y poco temple para afrontarlos.

¿Gran problema o talvez una oportunidad? Talvez una oportunidad para los consultores empresariales que tendrán exceso de trabajo debido a que los administradores de diversas empresas los llamarán constantemente por ayuda para salir a flote y no naufragar. Como la situación se les saldrá de las manos y la competencia se volverá más feroz acudirán por ayuda externa debido a una falta de liderazgo a nivel interno.

Dirá usted. "Qué exageración, siempre habrán líderes". Sí eso también es cierto, Carl Marx no estaba equivocado cuando dijo: "En cada época hay hombres que dominan y otros que son dominados", pero la verdad es que la mayoría de las empresas nunca llegan a la cima debido a que no tienen un rumbo claro, pensar que una empresa tiene un objetivo común y una visión que todos comparten y viven es casi imposible y sabe usted ¿cuándo sucede esto?.Respuesta: Cuando existe una ausencia de Liderazgo.

Muchos LEONES no toman una decisión hasta que tienen bastante información que les permita estar seguros. Gastan demasiado tiempo buscando información que les ayude a iluminar su mente para sentir seguridad y tomar una decisión. Estas personas la mayoría de las veces dejan ir las oportunidades. Otro tipo de administradores tratan de no tener que tomar las decisiones importantes, así le pasan la pelota a otro.

El que actúa exigiéndole al destino el 51% de garantía de éxito rechaza la acción heroica, simplemente no es un líder. El proyecto de Federal Express fue presentado para un trabajo en la universidad de Yale y el trabajo apenas obtuvo la nota mínima para aprobar, ¿Acaso eso detuvo a Frederick W. Smith fundador de FEDEX?, No, no lo detuvo, eso es tener el temple de un verdadero líder. Definitivamente triunfante es el líder que puede levantar grandes edificios con los ladrillos que los demás le lanzan.

En fin, la educación y la formación de las personas debería promover mucho más el desarrollo de líderes mediante el fomento del poder de decisión, de voluntad y de responsabilidad, de esta manera es probable que veamos más pequeñas y medianas empresas comandadas por grandes visionarios. Otra forma de convertirse en líder es estudiando el comportamiento de los grandes líderes y siguiendo su ejemplo.

¿Tiene usted a un buen líder en su organización? Sino lo tiene, búsquelo, o tome la batuta usted, se pueden crear líderes fomentando la voluntad, el positivismo y el espíritu de decisión.