Relaciones Corporativas

Por el PID David Fuertes

Islas Canarias - España


Con el compromiso, la responsabilidad y la participación, cada Club de Leones tiene la oportunidad de constituirse en una verdadera "fuerza de progreso" en su comunidad.

Sabemos que contamos con muchos Clubes que comparten una alta y buena relación con las corporaciones de su municipio ( Ayuntamiento, Intendencia, etc.) y que los responsables de esas corporaciones saben que pueden contar con el Club de Leones como un fiel aliado, nunca en ningún sentido como competidor, para desarrollar programas, realizar actividades y en suma, alcanzar metas establecidas, siempre para beneficio de su comunidad. Ello es importante, toda vez que, con esa alianza entre el Club y la Corporación, se viene a reconocer por parte de esta, el buen hacer, y en cierta forma, el liderazgo que esos leones ostentan en su respectiva comunidad. A nuestros representantes corporativos debemos hacerles saber que, con nuestro Servicio, hacemos cumplir el tercer Objetivo de nuestra Asociación Internacional: "Tomar parte activa en el desarrollo cívico, cultural, social, moral y en el bienestar de nuestra comunidad".

Ante lo expuesto, también sabemos que, muchos de nuestros Clubes, no atienden como deben y pueden este apartado. Así mismo conocemos de relaciones habidas que, por alguna razón no han sido fructíferas y hasta han llegado a provocar un distanciamiento entre ambas partes.

En cuanto al primero de los casos, debemos estar de acuerdo en que sea el Club de Leones quien dé el primer paso, quien tome la iniciativa, quien provoque la cercanía, quien ofrezca el servicio, quien procure el entendimiento, aportando formas y creando prominentes maneras de actuar, desde el convencimiento puesto en que, con ilusión y constancia, pueda establecer esa relación con su corporación, relación que a toda la comunidad beneficia, elevando así su imagen ante sus conciudadanos, la imagen de Lions Clubs Internacional y a la vez, ostentando un liderazgo que sin duda alguna, tarde o temprano, le será reconocido por su comunidad.

En cuanto a los casos en que pudo resultar " no positiva " la relación habida, también sería bueno que, tras el detenido análisis de las causas y en la hipótesis de no encontrar las razones o ante la inseguridad, recordemos la aplicación del cuarto punto de nuestro Código de Etica: "Dondequiera que surja duda, en cuanto al derecho o la ética de nuestra posición o acción hacia los semejantes, resolver la duda a costa de nosotros mismos".

A veces puede suceder aquello que, "un solo árbol, no nos permita ver el bosque". En ese caso, también debemos ser nosotros, el Club de Leones, quien con oportunidad y responsabilidad intente revertir la situación y si fuere necesario o apropiado, el Club haga ver al León comisionado o interlocutor, que debe dar un paso al costado y dejar esa función en manos de otro León, no significando ello nada negativo hacia aquel León, sino que, al propiciar el encuentro entre otros interlocutores, pueda tal vez existir otra manera de ver las cosas, un mayor entendimiento, una mayor afinidad, a la par, algo lógico en las relaciones humanas, que permita establecer nuevamente una interacción positiva entre las partes y así, tener la oportunidad nuestro Club de elevar su imagen, de demostrar su Liderazgo, alcanzando la meta de establecer de nuevo las "Relaciones Corporativas" y beneficiando con ello a su comunidad.

El ser León nos ofrece todo tipo de oportunidades para demostrar lo importante de nuestra filosofía de vida, de realizar muchas actividades, de ayudar a muchos necesitados (personas y colectivos) a mejorar su calidad de vida. Es importante que, en el desarrollo de nuestra labor y a todos los niveles, lo hagamos con compromiso y generosidad y para fundamentarlo, que mejor escenario que en cada una de nuestras comunidades, con nuestros conciudadanos, con fructíferas "Relaciones Corporativas".

¡ Adelante !, podemos caminar al lado ( ni delante, ni detrás ) de nuestras Corporaciones, mostrando nuestro Servicio con Liderazgo".

Con mis mejores deseos, reciban un saludo.

Atenta y Leonísticamente.