LIDERAZGO Y CORAJE 

Por PDCC Eduardo T. Ojeda Suñén

Club de Leones Los Lapachos

Tucumán - Argentina

 

En una oportunidad escuché en una disertación de un Pasado Presidente Internacional el siguiente relato: "Un profesor de filosofía de la Universidad de Rice en EE.UU llegó a su clase una mañana y dijo a sus estudiantes que tendrían examen escrito. Distribuyó las correspondientes hojas de papel y les indicó que el examen sería muy sencillo; quería que cada uno definiera la palabra "coraje".

 

Todos los estudiantes se pusieron a trabajar, con excepción de un joven que simplemente se sentó con las manos cruzadas. Pasaron 10 minutos, 20 y el joven seguía sin moverse. Simplemente no estaba haciendo nada.

 

El profesor se quedó parado a su lado mirándolo . . .  el joven tomo el papel, escribió dos palabras. Se paró lo entregó al profesor y se retiró del aula.

 

Esa tarde el profesor se puso a revisar los exámenes y cuando le tocó calificar el de este joven, le puso 10 (sobresaliente). Tomó el teléfono llamó a este alumno y le dijo: "llamo para decirte que te puse un 10 en el examen de hoy, ya que fue un examen perfecto. Me gustaría conocerte mejor, porque alguien con esa perspectiva y comprensión merece que se le conozca mejor.

 

Pregunto: Qué creen Uds. que escribió este joven para que además de sacar 10, también se ganara la admiración del profesor ?

 

Les dije que escribió dos palabras, escribió: "esto es".

 

El coraje no puede definirse con palabras. Solamente puede demostrarse con acciones. Cuando este joven presentó al profesor su hoja de examen, estaba demostrando su coraje, estaba arriesgándose y al hacerlo, demostró claramente su coraje, dando así la mejor definición que alguien pudiera encontrar.

 

De los leones decimos que son líderes en su comunidad. Pues bien el liderazgo al igual que el coraje, no puede definírselo. Hay que ponerlo de manifiesto y cada uno debe evidenciar sus destrezas, sus habilidades.

 

Lo que sí podemos expresar son algunas de las funciones que debe cumplir el líder; por ejemplo: fomentar el trabajo en equipo. En nuestro caso concreto: proyectar la imagen del leonismo. Saber motivar al equipo; ser innovador; buen organizador; tener metas bien planificadas; organizadas. Un líder eficaz sabe delegar responsabilidades; ser comunicativo.

 

Y así como esto podemos seguir enumerando funciones de mando y cualidades de líder, pero creo que con estas por ahora es suficiente.

 

Así debemos comenzar fomentando el trabajo en equipo, como ya lo expresé. Nuestro mayor esfuerzo humanitario ha tenido éxito porque el leonismo es trabajo de equipo. De manera que si ayudamos a otros a alcanzar sus metas, estamos alcanzándolas nosotros también.

 

Formamos parte del equipo más grandioso que actualmente se puede haber integrado en la superficie de la tierra.

 

Cristo en el Evangelio nos deja una parábola que refiere que un amo dio a uno de sus siervos 10 denarios, a otro le dio 5 y a un tercero solo 1. Pasado el tiempo les pidió rendición de cuentas y el primero le devolvió los 10 que recibió más otros 10; el segundo hizo lo propio con las cinco monedas originales más otras cinco y ambos recibieron las felicitaciones del amo.

 

A todo esto el que había recibido solo una, le devolvió esa sola moneda, justificándose de su proceder porque había tenido miedo de perderla y ser merecedor de castigo.

 

A este último el amo le recriminó su conducta y efectivamente lo castigó. Pero el reclamo y el castigo fueron hechos por un solo motivo: este siervo no supo aprovechar al máximo lo que había recibido y mezquinamente lo enterró y guardó para que se conservase igual.

 

A Uds. Leones que hoy ingresan a nuestro Movimiento se les presenta el enorme desafío de aprovechar al máximo su capacidad para que sepan alcanzar las metas que se ha fijado nuestra Asociación.

 

Tengan siempre presente que un equipo funciona en unidad y que para llegar a tener éxito se requiere que cada uno de sus integrantes ponga lo mejor de su parte. Tomen como ejemplo a un equipo deportivo. Cada jugador despliega sus mejores esfuerzos para que el equipo entero pueda al final celebrar la victoria.

 

Cada uno independientemente debe saber motivar al resto del equipo; cada uno debe ser motivador de su grupo o equipo.

 

Les voy a pedir a todos los presentes que quienes deseen ser los mejor leones del mundo, levanten la mano . . . bien levantada por favor . . . Cuántos quieren ser los mejores leones de la Asociación Internacional ???

 

Noté que algunos no levantaron la mano, y ello me hace recordar una historia. Cuentan que a mitad de un sermón muy emotivo en una Iglesia, el sacerdote pidió a los presentes que los que quisieran ir al cielo, levanten la mano.

 

Cuando vio que uno de los presentes no levantaba la mano, le preguntó directamente: Hermano, no quieres ir al cielo cuando mueras? y aquel hombre respondió: "Claro que si quiero ir al cielo cuando muera; pero yo pensé que Ud. estaba tratando de programar mi viaje ahora, en este momento."

 

Este es el mejor momento de hacer una determinación si quieren ser los mejores leones del mundo.

 

La respuesta está en Uds.

 

Sostenemos que la motivación surge cuando una persona sabe exactamente dónde está parada, a dónde va y como llegar allí.

 

Y podemos decir que hay tres clases de motivaciones.

 

La primera es estimulada externamente por miedo a otros factores, como sería por ejemplo las consecuencias que sufrirá el obrero por no hacer su trabajo..

La segunda es motivada por el incentivo. Es la promesa de la recompensa que vendrá después de realizar la actividad.

 

La tercera es estimulada por factores internos. Esta es una motivación especial, viene del corazón. Es originada por un amor tan especial que el egoísmo no tiene cabida . . . busca el bienestar de otros. Esta es la clase de motivación que debemos tener si queremos ser los mejores leones del mundo.

 

La motivación muchas veces comienza por sí sola, otras necesita de ayuda.

 

Así es como se cuenta la historia de un hombre mayor que viajaba en un trasatlántico, estaba en cubierta y de pronto una mujer apoyada en la baranda, perdió el equilibrio y cayó al mar.

 

Inmediatamente alguien se lanzó al agua y sostuvo a la mujer hasta que la lancha salvavidas los recogió.

 

Ante el asombro de todos, el héroe era la persona de mayor edad entre los pasajeros, un hombre de ochenta y tantos años. El capitán decidió agasajar esa noche a este hombre y organizó una fiesta en su homenaje, en honor a su valentía. La concurrencia a la fiesta comenzó a pedir: "que hable . . . que hable "

Ante la insistencia, el hombre se levantó, miró al público que entusiasmado lo aplaudía y vitoreaba, y exclamó con enojo:" solo quiero saber una cosa. .

Quién fue el que me empujó ?

 

Todo hombre y toda mujer necesitan un empujón de vez en cuando.

Leones podemos cambiar nuestra vida . . . podemos cambiar nuestra actitud.

 

Como dijo el filósofo Ralph Emerson: Un hombre es lo que piensa durante el día.

 

El romano Marco Aurelio por su parte expresó "la vida de un hombre es el producto de sus pensamientos.

 

Y las Sagradas Escrituras nos enseñan que un hombre es lo que guarda en su corazón.

 

Como he expresado en algunas otras oportunidades. Nuestra mente es como un campo. Si sembramos papas, cosecharemos papas; si sembramos maíz, cosecharemos maíz. La cosecha depende de lo que uno siembre.

 

Si en la mente guardamos pensamientos negativos, las acciones serán negativas y por el contrario si tenemos ideas positivas, así será nuestro accionar.

 

Recuerden leones que siempre deben concebir pensamientos positivos.

 

Uno de los mayores obstáculos del éxito es una palabra de dos letras."SI"

 

Pero atención que me estoy refiriendo al SI condicional . . . Si tuviera más tiempo . . . Si tuviera más dinero . . . Si tuviera más energía . . .Si tuviera más talento . .. .

 

Este SI condicional no va a hacer realidad ningún trabajo en ninguna parte. Nunca serán felices con esta clase de SI.

 

Tanto se nos ha enseñado que: "no pueden" o " no deben " o "alguien lo puede hacer mejor que yo" que dejamos de lado los dones que Dios nos ha dado.

 

Actuamos como las pulgas de un experimento que suelo referenciar en mis charlas . . .

Muchas personas están limitadas en lo que pueden hacer o en lo que piensan que pueden hacer, porque se han condicionado a conformarse con lo que tienen, a arreglárselas con el menor esfuerzo.

 

Los leones líderes comunitarios debemos luchar continuamente para no dejarnos llevar por pensamientos negativos.

 

Otro atributo que debemos poseer es el de la crítica constructiva.

 

En una oportunidad observé un grupo de obreros trabajando en la demolición de un edificio. Le pregunté al capataz si esos hombres estaban capacitados o en condiciones de hacer trabajo de construcción, es decir de construir un edificio.

 

Recibí como respuesta que eso a él no le importaba, que lo que necesitaba era hombres que fuesen capaces de destruir en un día, lo que a otros les había llevado meses de construir.

 

En este momento también podemos preguntarnos cual de los dos papeles nos gustaría jugar: el del constructor que trabaja cuidadosamente planificando su vida o el de aquel que se contenta con destruir lo que otro construyó ? .

 

Desempeñemos el papel de constructores. Practiquemos la crítica constructiva con las personas que nos rodea. Seamos positivos y entusiastas cuando pensemos a dónde nos dirigimos y cómo vamos a llegar allí.

 

Finalmente quiero hacer referencia a una cualidad del líder. Porque hemos visto algunas que de una manera u otra van conformando la imagen y la conducta del León líder.

 

Hemos hablado de la planificación, de la organización . . . y aquí surge uno de los elementos más importantes de esto: delegar responsabilidades.

 

Esto es un arte que puede ser aprendido. La delegación se define como la acción y efecto de transmitir y confiar autoridad y responsabilidad a otros.

 

Aprendan a delegar tareas que sean satisfactorias y que representen un desafío. Delegar un trabajo que nadie quiere hacer . . . eso no es delegar, sino asignar.

 

Y en el arte de delegar responsabilidades, el elemento más importante es el de continuar la tarea hasta el fin.

 

A muchos nos gusta estar a cargo de todas las decisiones, porque nos0 hace sentir omnipotentes. Esto no sólo es signo de dirección deficiente, sino que suprime la creatividad de otros y limita a aquellos que trabajan en nuestro equipo.

 

Leones . . . Uds. los hombres y mujeres que integran nuestras filas constituyen las manos, el corazón y las mentes de sus comunidades y de nuestro mundo. Planifiquen con sus mentes, trabajen con sus manos y sirvan siempre con su corazón.

 

Por último quiero dejarles un pensamiento que ya en alguna oportunidad también lo expresé (como otras tantas cosas) y que encontré en una pequeña obrita de Har Stepanian y que nos dice lo siguiente:

 

Si tienes un regalo, ... no lo ocultes

Si tienes una canción, ... cántala

Si tienes talento, ... ejercítalo

Si tienes amor, ... bríndalo

Si tienes tristeza, ... sopórtala

Si tienes felicidad, ... compártela

Si tienes una religión, ... vive y obra según ella

Si tienes una oración, ... dísela a los ciegos

Si tienes una palabra dulce, ... no la retengas

Todos tenemos regalos que dar; canciones que cantar; palabras melodiosas que decir; plegarias que orar; amor y alegría que dar y una vida feliz para vivir.

 

Repartamos entonces por el mundo, lo que Dios nos dio para compartir.

 

"Cuando toques el corazón de la vida encontrarás la belleza de todas las cosas".

 

Khalil Gibrán