EL CONSEJO CONSULTIVO DE EX GOBERNADORES

Por: PPCG Ferdinando Oviedo Jara

Perú

Ninguna Organización que tenga establecido un esquema de mando en base al liderazgo de sus miembros podría darse el lujo de desperdiciar el caudal de sabiduría de quienes en su oportunidad
ejercieron cargos ejecutivos y en tal misión estuvieron en contacto permanente con sus bases y con las jerarquías superiores, adquiriendo una experiencia valiosa e irreproducible en el tiempo y
el espacio.

Desde muy remotos tiempos, las instituciones debieron considerar a los patriarcas de mayor edad y consecuentemente de mayor conocimiento en la toma de decisiones importantes para su propia
organización. En cuanto iba evolucionando la sociedad, persistía un reconocimiento explícito a la validez de las opiniones de los mayores en el ordenamiento social, político y cultural de la Entidad y
se estatuyó el darles un espacio en el gobierno; estableciendo para ellos funciones políticas, civiles y religiosas. Es de suponer que no todos los ancianos eran llamados para estas funciones, sino los más
capaces y con reconocido liderazgo.

Sin mencionar a las antiguas civilizaciones orientales, donde funcionó una especie de gerontocracia y aún persiste un reverente culto a los ancianos; en nuestra cultura occidental, recordemos que la civilización Babilónica que duró desde el siglo XVIII hasta el IV a.C. , como la Sumeria que la precedió, bajo el rey que era un monarca absoluto y como tal detentaba el poder político, legislativo, ejecutivo y judicial estaban los administradores y gobernadores selectos y luego los alcaldes y los consejos de ancianos que se encargaban de la administración local. Los babilonios modificaron su herencia sumeria para adecuarla a su propia cultura y carácter.
Fue tan eficaz esta organización social que con pocas modificaciones se extendió por aproximadamente 1,200 años e irradió tanta influencia que el reino de Asiria la adoptó casi por completo.

En Grecia, por el siglo IX a.C. en la ciudad (polis) de Atenas cuando se sustituyó la monarquía por la aristocracia nobiliaria, los ciudadanos atenienses obtuvieron algunos derechos. El Aerópago (consejo de nobles ancianos) dominaba la ciudad y nombraba a los arcanos (magistrados) que se responsabilizaban de los asuntos bélicos, religiosos y administrativos. Esto es, tenían influencia en
la nominación de las autoridades.

Todo esto, en lo que se considera la cuna de nuestra civilización occidental. Luego, Roma en su más antigua monarquía, cuando consideró la división de la población en dos clases, la de los patricios o
nobles que poseían derechos políticos y la plebe que en un principio no tenía categoría política, el Rex o Rey que ocupaba su cargo de por vida, elegía entre los patricios al Senado (Senatus) un Consejo de
Ancianos (Patres). Y... esa es nuestra herencia cultural.

La sociedad evolucionó desde entonces y tras las monarquías absolutas en las que siempre hubo el interés por la asesoría de una suerte de consejeros palaciegos de mayor edad y experiencia; devino
la república que priorizó al poder legislativo como la forma de ejercer la democracia, y ésta consideró de alguna manera el concepto de revisión de leyes por un organismo superior formado por ciudadanos
de mayor edad y experiencia que denominó el Senado (bicameralismo).

Posteriormente, la República democrática ha establecido para el Senado otras características y denominación; pero en el fondo, la idea es la misma. Contar con un elemento de revisión serena de las
leyes que la democracia ha de dictar, con poder de veto y hasta modificación de las mismas antes de su promulgación.

Vemos entonces que históricamente, el reconocimiento de la sabiduría de la antigüedad es un ingrediente presente en nuestra civilización. Y en el Leonismo no podríamos desconocer actitud tan importante.

Y quiénes son los de la "mayoría de edad" en el Leonismo? Digamos que por el concepto y no precisamente por la cronología de la edad ; son los Ex Gobernadores que ha sido los receptores de la variada y amplísima experiencia cuando desempeñaron el cargo más importante del Distrito y de los cuales la Asociación demanda con alguna frecuencia su apoyo para la difusión, guía y orientación de las autoridades en ejercicio, respecto de la ejecución de los programas del Presidente Internacional. Ellos se encuentran también constantemente requeridos por los Clubes de Leones en demanda de consejo, aclaración y guía no sólo de las normas estatutarias, sino de la problemática de cada club
en sus relaciones con la comunidad a la que sirve así como también con sus autoridades en el desempeño de sus cargos directivos, lo que los obliga asimismo a actualizarse continuamente.

Hay que dar espacio para que aquellas autoridades mayores que ya no ejercen cargo ejecutivo; esto es, los ex Gobernadores que no tienen una posición institucional reconocida, no se conviertan en mano de obra especializada inútilmente desperdiciada.

En un mensaje de nuestra ex Presidenta Laura Szakiel, comentando la conformación de los Consejos de Gobernadores en varios países, en agosto del 2001, nos decía esto: "Se ha invertido mucho en los Ex-Gobernadores y ellos han invertido años para que todo eso se pierda.
Debería haber una especie de Senado, o un Consejo Consultivo, "de  ancianos", o como se quiera denominar, pero algo oficial, integrado por Ex-Gobernadores. No obligados a integrarlo: sí por placer, con gusto. Pero para esto los Leones deberían reconocer que los Ex-Gobernadores son cantera de conocimientos".

Sin que la condición de "Ancianos" moleste a nadie, la idea es puntual. Los ex Gobernadores constituyen la reserva del conocimiento por entrenamiento y por experiencia de su trabajo en los distritos Leonísticos.

En el Perú, desde 1977 funciona el Consejo Consultivo, llamado al principio "Consejo Consultivo del Leonismo Peruano" y cambiado luego al "Consejo Consultivo del Distrito Múltiple H" por considerar
que no hay un Leonismo con nombre propio de cada país. El Leonismo es único y sólo para efectos administrativos se divide geográficamente en distritos.

El Consejo Consultivo está reconocido oficialmente en los Estatutos del Distrito Múltiple H como un organismo de consulta y asesoría del Consejo de Gobernadores. Además, tiene iniciativa en la presentación de ponencias a discutirse en la Convención del Distrito Múltiple.

Está constituido por todos los ex-Gobernadores que mantienen su afiliación en un Club de Leones establecido en el Perú, esto es que cualquier ex-Gobernador de cualquier país del mundo puede integrar nuestro Consejo Consultivo siempre que esté radicado en el Perú y pertenezca a un Club del Distrito H. Porque el cargo de Gobernador no se pierde nunca. Es honorífico vitalicio y es reconocido en el protocolo en cualquier Club de Leones del mundo.

El Consejo Consultivo del Distrito H Perú tiene un Reglamento, modificado varias veces y vigente ahora desde 1998 que consta de 16 artículos, 02 disposiciones generales y 03 disposiciones transitorias.

Cuando un miembro del Consejo cumple 75 años de edad o tenga 25 años como ex Gobernador, pasa a ser Vitalicio, como reconocimiento a su fidelidad en el Leonismo y para los efectos de la exoneración de sus cuotas sociales.

El Consejo tiene un Comité Directivo al que se elige anualmente y cuya presidencia es rotativa entre los cuatro distritos. El presidente lleva la representación del Consejo y como tal ocupa un lugar en el
protocolo Leonístico del Distrito Múltiple H Perú, después de los Gobernadores en ejercicio, lo que equivale a decir que en orden de precedencia se le considera después del Presidente del Consejo de
Gobernadores y antes que los Vice Gobernadores y Ex Gobernadores.

El Consejo se reúne cuatro veces en el año en el mismo lugar y fecha que las reuniones del Consejo de Gobernadores y aparte de su función de asesoría y consulta a éste, uno de sus objetivos es el de
unir a los Ex Gobernadores con lazos de amistad, buen compañerismo y entendimiento mutuo, de manera que sus reuniones concluyen siempre en un almuerzo con esposas y cuando ésta coincide con la Convención Nacional, cuenta con la presencia del Director Internacional que representa al Presidente Internacional.

No sólo el Consejo de Gobernadores, como entidad sino cualquier Gobernador en ejercicio puede acudir al Consejo Consultivo en demanda de aclaración, asesoría o consulta sobre casos específicos en los que los Ex Gobernadores puedan prestar consejo o emitir opinión.

Los informes o dictámenes del Consejo Consultivo no tienen carácter resolutivo, pues ésta es potestad del Consejo de Gobernadores y según su trascendencia, de la Convención Nacional.

El cargo de presidente del Consejo Consultivo no es reelegible por lo que hasta el año 2004, han sido 27 los Ex Gobernadores que han desempeñado esta importante misión, de los cuales 07 habían sido
Presidentes del Consejo de Gobernadores y 04 de ellos, Directores Internacionales.

Aunque el Consejo Consultivo no es un Consejo de Ancianos porque nuestros Ex Gobernadores no todos han llegado siquiera a los 60, funciona con iguales características de ser el ente asesor de mayor jerarquía del Distrito Múltiple; que acoge a todos sus pasados Gobernadores, los que siguen sintiéndose útiles en el servicio.